B I E N V E N I D O






EnglishFrenchGermanSpainItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabicChinese Simplified

ESCAPADAS CULTURALES

Booking.com

martes, 9 de diciembre de 2014

OTRAS VOCES


 
Acabo de poner en mi blog hace solo dos días una relación de cantantes, tenores que a mi personalmente me producen una gran satisfacción escucharlos, no pretendo decir que sean los mejores, son esplendidos si, pero hay muchos mas que son extraordinarios y que también me emocionan al oírlos, lo que pasa es que hay veces que uno asocia una voz con algún momento especial  vivido por uno, en determinadas circunstancias,  esa sensación te perdura y te hace tener cierta predilección por esa voz, creo que ya lo he comentado en algún momento, pero hay ciertas voces que puedo inclusive llorar al escucharlas, lo digo aunque yo se que suena un poco cursi, pero no quiero olvidarme de otras voces que para mi han sido muy importantes,  no son de cantantes líricos, son artistas que también me han hecho disfrutar y hasta emocionar al oírlos.

Aquí viene lo que he dicho anteriormente, casi todos están relacionados con momentos especiales de mi vida y por supuesto cantaban con el CORAZÓN.

Tengo que referirme en primer lugar a mi admirado Carlos Gardel, como ya sabéis los que siguen estas crónicas “yo viví desde los 14 años en Montevideo (Uruguay)  y allí en las radios se escucha en muchos momentos la inconfundible voz del Mago”, se le venera, para mi con justicia pues ha sido el mejor interprete del tango a nivel  mundial. A mi que empecé a admirar las voces, la opera  y el canto, también me enamoro la voz de Gardel, porque? Sencillamente porque cantaba con un sentimiento especial, trasmitiendo al oyente ese algo único que tiene el tango, o por lo menos a mi me lo hacia sentir.

Realmente a Jorje Negrete, lo escuche antes que a Gardel, en España, vi varias películas de Negrete, por alguna razón  misteriosa yo trataba de canturrear sus canciones, tratándole de imitar su voz, con 10 o 11 años os podéis imaginar que es lo que saldría, pero sin duda ese fue el germen básico para el camino que seguí posteriormente, Jorje Negrete tenia una voz de barítono muy lírico, con un color realmente bellísimo, y sabia decir  con muchísimo  gusto, podría haber cantado opera sin lugar a dudas, (según mi criterio).

Luis Mariano: también tuvo cierta influencia en mi gusto por la lírica y la voz humana, lo empecé a ver y oír, ya estando en Montevideo, en varias de sus películas,  estas eran bastante tontas, simplemente servían de pretexto para oír su voz que a mi me parecía francamente bonita, con un cierto amaneramiento, pero que en el no importaba, porque su voz cautivaba además por una extraordinaria facilidad de emisión especialmente en el registro agudo, en esa tesitura cobraba una especial rotundidad, también podría haber cantado opera, como se puede oír en un par de grabaciones que ya he puesto en este blog.

Yo en esa época todavía no había oído a ningún cantante lírico, ya lo he contado otras veces y se que me repito, la película El Gran Caruso, con Mario Lanza, fue el detonante, y entonces empecé a oír a las otras voces que os he hecho  escuchar en mi escrito anterior, Caruso, Gigli, etc., lo que paso es que aumente mi pasión por las voces, cantasen lo que cantasen, el poder de esas dos cuerditas vocales es enorme, se puede apreciar hasta en los discursos de los políticos, pueden tener una influencia tremenda, según las use el político de turno.

De entre los cantantes de música ligera de esa época, Carlos Ramirez, barítono colombiano, me pareció esplendido, como podéis apreciar me han gustado siempre las voces no solo bellas, sino que sabían trasmitir sensaciones, que en resumidas cuentas, cantar es ni mas ni menos eso, decir  y trasmitir emociones.

Tengo que reconocer que me llegan a emocionar mas las voces masculinas que las femeninas, es una cuestión de sensibilidad, se reconocer perfectamente una buena voz de mujer, pero sin duda alguna tiene que ser una voz mas bien de tipo grave quizás por       que esta relacionado con el hecho de que la voz femenina suena una octava mas alta que la masculina y eso produce en el tímpano sensaciones diferentes en cada persona.

En esa época estaba en su cenit, Frank Sinatra, su voz no me ha interesado mayormente, era una voz de micrófono, pero si me gustaba su forma de decir o expresarse, la aparición de los sistemas de amplificación ha permitido que apareciesen muchos cantantes que aun sin tener voces teatrales, con bonito color y sabiendo encontrar una cierta forma de dicción han hecho grandes carreras, como es el caso de Elvis Presley, bonito color de voz.

Termino por ahora, mi esposa que es la que lleva toda la parte técnica del blog me hecha en cara que me repito poniendo casi siempre a los mismos cantantes, en parte tiene razón, pero tengo una justificación, siempre estoy hablando de voces que cantan no solo con buen material vocal, sino que cantan con el corazón, y de esos ahora no encuentro casi ninguno, además, mi época es la pasada, yo soy un nostálgico o como me queráis llamar. HASTA???
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada